27 Agosto, 2015
  
Categoría: El Método

En la Torre de Marfil III

Torre de Marfil (Margaret Organ-Keen)

“Los moradores de la Torre de Marfil, que valoran la sabiduría sobre todas las cosas, premian a aquellos que sacrifican el poder a cambio del conocimiento”.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Detectar mentiras. Saber distinguir la información seria y veraz de las chorradas sin fundamento es todo un arte, sobre todo en el prolijo tema de las conspiraciones. ¿Cómo filtrar con tino la infoxicación a la que nos vemos sometidos? Esta disciplina, la filtrología, es una ciencia autodidacta, sucia y compleja, que requiere antes de nada entrenamiento, paciencia y fuego lento.

 

En defensa de los gatos. La televisión normaliza todo, sobre todo lo más anormal. Fabrica y genera baba, que cae por las comisuras de las pobres gentes, y les hace creer que ellos son los únicos capaces de observar y colapsar con la focalización de su atención la función de onda.

 

Comunicado a los petulianos de Petulián: Por orden del mandril, se os hace saber que os ha sido concedido el trozo de mierda más grande del mundo, es decir, Bono el de U2, para que os rebocéis en él y os restreguéis con todos los súbdito-dadanos petulantes que os encontréis por el reino. En cuanto a la campaña “Zapadrina un niño y recicla la vida”, os avanzamos que ha sido un éxito. Las nuevas zapatillas Nike hechas de piel de niño asiático se os enviarán por correo dulcificado. ¡Larga vida a Felipe Gónzalez y a Christine Lagarde! ¡Por una futura operación exitosa!

Fdo.: Su Majestad el Mandril

 

Pensamiento ingenuo: hay que legislar para controlar a Google.

 

Recetas políticas:

Para cocinar la democracia (plato para 46 millones y medio de personas):

Amansar bien la masa,

martillear con falacias y repetir hasta saturar,

rehogar con publicidad y propaganda masiva,

y poner a cocer hasta derretir los sesos;

dejarlo pudrir durante 4 años,

y el sapo estará listo para deglutir.

 

El ser y la mierda:

Entre tanta puta mierda, el ser ya no se encuentra,

¿dónde está?, ni idea, no pasea por Midea,

no se esconde en Nauplia, no se encuentra en Dendra,

el ser ya no se encuentra, entre tanta puta mierda.

 

En defensa de las nuevas tecnologías: No es que el smartphone te convierta en un analfabeto, sino que ser analfabeto tiene como consecuencia que tengas un smartphone.

 

¿Por qué triunfa el neoliberalismo?: Porque le da legitimidad a Satanás. Es “la cocina soñada, la fábrica de sueños, el laboratorio de las posibilidades, la matrona de la magia, el vientre de las maravillas”. Humanos posmodernos, ya no hace falta luchar contra el fascista que todos llevamos adentro, ya podemos estar satisfechos de ser unos cerdos analfabetos, ¡tenemos todo el derecho y la legitimidad que nos otorga tener razón!

 

 

  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.